Dirección Territorial de Educación Las Palmas ¿Hasta cuándo?

Comienza un nuevo curso escolar y de nuevo empieza la pesadilla para nosotros, ya que  nuevamente y por segundo año consecutivo quieren sacar a David de su actual colegio donde recibe clases en un  aula en clave, para mandarlo a una escuela de educación especial.

David es un niño que presenta TGD sin especificar, que lo conlleva a tener una discapacidad del 38%. Para el momento que empezó a ir al colegio no tenía aún su diagnóstico emitido por el Centro Base (SID) ya que se retrasó un año (por falta de personal según ellos) razón por la cual tuvo que acudir a un colegio sin aula en clave, recibiendo clases en un salón de niños regulares y con personal docente  de excelente calidad humana, pero no preparado para tratar con un niño de una condición especial.

Evidentemente  estar con 23 niños regulares  afectó mucho a David. Él no podia seguirles el ritmo academico, no entendia sus juegos, sus rutinas, y las maestras tampoco podían  estar con David cada vez que él lo requería y dejar al resto de los niños sin tutela.

Cabe destacar que sin el informe de discapacidad no se podían iniciar los tramites para incluirlo en un aula en clave, y  para cuando salió dicho informe ya había empezado el nuevo año escolar -repitiendo curso como era de esperarse- es decir, un año más en un entorno nada favorable para su desenvolvimiento.

Al terminar el año escolar recibimos una notificación de la Dirección Territorial  de Educación de Las Palmas donde nos indican que basándose en la evaluación psicopedagógica (informe del centro base) ellos resuelven que David debe ingresar a una escuela de educación especial.

 

Sigue leyendo

Anuncios